Innovación en la industria alimentaria: Nanotecnología

Esther Vazquez - Calidad Alimentaria - Innovación en la industria alimentaria: NanotecnologíaLa Innovación alimentaria se apoya en la Nanotecnología

No es la primera vez que la industria alimentaria se beneficia de la Innovación  que empezó implantándose en otros sectores. Sin ir más lejos,  el sistema APPCC ( HACCP) nació en el sector aeroespacial como sistema para prevenir las intoxicaciones alimentarias a los astronautas.

En esta ocasión la Innovación aplicada a  la industria alimentaria viene de la mano de la Nanotecnología. Sin duda es una palabra que cada vez vemos con más frecuencia y que el consumidor puede asociar con mayor facilidad al mundo textil por ejemplo.

Grandes firmas deportivas ofrecen ropas hechas con tejidos que contienen  nanofibras que le confieren distintas propiedades como repeler algunos líquidos y  así evitar ensuciarse;  propiedades antimicrobianas, antiolor, absorción de rayos ultravioleta, etc.

La Nanotecnología comprende el estudio, diseño, creación, manipulación y aplicación de materiales a nanoescala, es decir, hablamos de partículas tan pequeñas que  no se pueden ver con un microscopio normal. Cuando se manipula la materia a escala tan minúscula, presenta fenómenos y propiedades totalmente nuevas.

¿Qué aplicaciones tiene la Nanotecnología en la industria alimentaria y cómo lo sabremos los consumidores?

Las aplicaciones previstas en la industria alimentaria son muchas. Sin embargo actualmente las más estudiadas son las relacionadas  con el uso de nanopartículas en material de envasado. Es posible que para el consumidor los términos que le resultan más familiares sean “ envasado activo o inteligente” de alimentos.

El propósito del uso de nanopartículas en el material de envasado de alimentos puede ser variado:

–          Nanopartículas para detectar patógenos y así conocer la calidad higiénica del alimento

–          Nanosensores biodegradables para controlar la temperatura y humedad y así hacer un seguimiento durante el transporte y almacenamiento

–          Nanoarcillas y nanopelículas como materiales de barrera que aumentan la impermeabilidad del material de envasado frente al oxígeno, hongos y otros microorganismos.

Actualmente ya existen componentes nano autorizados para su uso en material de envasado para alimentos como varios materiales de silicio y plata, carbonato de calcio (E170), arcilla bentonita (E558), nanopolímeros, nanosensores, etc

Como no podía ser de otra manera, y al igual que se hace con los aditivos, los organismos genéticamente modificados, los nuevos alimentos, etc,  estos componentes nano deben ser sometidos a una evaluación de los riesgos asociados y así garantizar la seguridad alimentaria del alimento que contiene estas nanopartículas o bien del alimento que está contenido en un envase activo o inteligente.

¿Se informará al consumidor del uso de nanopartículas en los alimentos? En principio sí.

En caso de que el alimento contuviese en sí mismo algún componente nano , o bien en su envase, el fabricante debe especificar este hecho en la etiqueta.

A día de hoy todavía no hay acuerdo respecto a la definición de “ nano” y en qué casos se debe informar al consumidor de su uso por lo que no pasará mucho tiempo hasta que esto se aclare lo cual, previsiblemente, vendrá motivado por la entrada en vigor de la nueva normativa de etiquetado de los alimentos el próximo 13 de diciembre de este año. En dicha normativa se aborda el etiquetado de los componentes nano. Hay que pensar que esta normativa data del año 2011 y desde entonces han surgido algunas cuestiones que se deben aclarar.

Hasta que llegue ese momento me gustaría preguntaros si habéis encontrado en el supermercado  algún alimento en un  envase activo o inteligente o bien algún alimento en el cual las nanopartículas están entre sus ingredientes.

Autor: Esther Vázquez Carracedo directora de EV Consultoría Alimentaria. Interim Manager para la Empresa Alimentaria.  Calidad y Seguridad Alimentaria. Legislación Alimentaria. Innovación Alimentaria.

Contacto: ev@evconsultoriaalimentaria.com o llamando al 690 632 520.

Más información en www.evconsultoriaalimentaria.com

¿Te ha resultado interesante?

Ayudamos a tu empresa alimentaria. ¡No dudes en contactar!

Blog de Esther Vázquez – Artículos de interés sobre Consultoria Alimentaria en el ámbito Corporativo, Temática empresarial
Tema de hoy: Nanotecnología, seguridad alimentaria, Innovación alimentaria – EV Consultoría y Calidad Alimentaria – 690 632 520
Compartir

2 Comentarios. Deja un comentario

Federico Tost
3 septiembre, 2014 10:05

Esther, como siempre un post muy interesante en relacion al mundo alimentario y la tecnologia. gracias por compartirlo.

sin duda la nanotecnologia ha de aportar grandes beneficios en conceptos como prevencion sanitaria, trazabilidad, deterioro de productos, …

sera importante no caer en los errores incurridos en el caso de los alimentos modificados geneticamente, en el que una comunicacion deficiente genero percepciones negativas desde el punto de vista de los consumidores, asi como una normativa clara y uniforme en la medida de lo posible en todos los paises.

Recientemente tuvo lugar un simposio sobre bioeconomia en argentina en el que se presento una ponencia sobre estos temas. me permito adjuntar el enlace ya que a mi entender es interesante su lectura para situarse en el punto actual en el que se encuentra la nanotecnologia

http://www.bioeconomia.mincyt.gob.ar/presentaciones/Simposio_Bioeconomia_2014_4_Rickey_Yada.pdf

Un cordial saludo.

Responder

Muchas gracias Federico por leer el artículo y compartir con nosotros tu comentario. Gracias también por el interesante link que has compartido, lo he leído y me he quedado con la impresión de que su potencial aplicación en el sector alimentario de manera que el consumidor final lo pueda llegar a percibir no está muy cerca. Y no me refiero a que se haya instaurado una mala reputación de los materiales nano en la mente de los consumidores ( creo que todavía es un tema bastante desconocido en relación con los alimentos)sino al verdadero valor que pueda aportar esta tecnología y a los costes asociados. La comparativa que has hecho con lo ocurrido con los OGM me parece muy acertada. En mi humilde opinión esto mismo ocurrirá si no la comunidad científica no acuerda o no armoniza una conclusión. En el caso de los OGM puedes ver y escuchar a investigadores defendiendo con buenos argumentos la inocuidad de los OGM; pero también puedes encontrar y escuchar investigadores denostando los OGM con buenos argumentos.De nuevo, como en todo, habría que valorar todos estos asuntos de una manera global.Pongo un ejemplo sobre este tema que nos ocupa. Se está estudiando mucho la aplicación de la plata como nanomaterial en muchos sectores, incluido el alimentario. Desde hace mucho tiempo la plata se utiliza en medicina por su poder antimicrobiano. Pues bien, si se empieza a utilizar en, digamos, ropa, cosmética, alimentos, medicina, etc debemos valorar la posible sobreexposición a la plata de nuestro cuerpo; y por otro lado,y no menos importante, sería valorar cómo influiría el uso de plata en el medioambiente. Una vez más, un tema complejo. Un saludo

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

  981 262 989 | 690 632 520     ev@evconsultoriaalimentaria.com 
XSLT Plugin by Leo Jiang